El escay o ¿Para qué tanto lío?

agosto 5, 2011 § Deja un comentario

Llevamos unos días con el tema de la incorporación de los extranjerismos al español. Dándole vueltas, analizando, discutiendo que si hippie, hippy o jipi. Y hoy en el aeropuerto, mientras esperaba a mi hija, la gente comentaba sin ningún rubor ni dificultad. ¡Que bueno es el «escay»! La de dinero que me ahorro en llamadas telefónicas.

¿Tanto problema hay en mantener entre comillas la forma original skype y lanzarse a la adaptación radical escay?

Las ventajas:

Como también se puede ver, es mucho más sencillo añadir prefijos y sufijos a la forma adaptada.
Los inconvenientes, básicamente que se pierde la conexión entre la palabra original skype y la forma españolizada, aunque quizá con el tiempo y unas reglas de adaptación claras podamos inducir la forma de la palabra original, y nos vamos a ahorrar años de transición.

El corderoy y la RAE.

agosto 3, 2011 § Deja un comentario

Pues no señores, el DRAE no contempla la palabra corderoy. ¿Y debería contemplarla? Pues creo que si contempla la palabra pana, de la que es sinónimo, y escay que proviene de una marca comercial, debería contemplarla, aunque en España no se utilice. Si queremos ser panhispánicos seamos panhispánicos.

En el corpus molinolabs aparece 56 veces, todas en Argentina.

Según el diccionario de americanismos se usa en Argentina, Bolivia y Uruguay, y en la forma corduray en Hoduras, Nicaragua, Costa Rica, Cuba, República Dominicana, Colombia y Perú. Esta forma corduroy debe ser la originaria procedente del inglés y de etimología incierta.

Y esto nos vuelve a llevar a la pana, que sí que viene en el DRAE, aunque también con urgentes mejoras. Por una parte, debería volver a limitar el ámbito de uso del término, de nuevo limitado a España, con el significado de tejido con acanaladuras. Ya que en Argentina se usa como un tipo de terciopelo, y en otras partes de América central y aledaños con el sentido de amigo, o en Chile de avería, seguramente del francés panne con idéntico significado.

Resulta curioso y lo decimos con todo el respeto que nos merece esa página, y con todos los filtros que hay que poner a un trabajo colaborativo que en etimologías de Chile encontremos más claves que en el propio DRAE.

Por último, y seguro que habrá críticas por este comentario, el criterio de agrupar las acepciones por etimologías, nos lleva a juntar en el segundo grupo dos acepciones de etimología aparentemente diferente. Creo que hay que acabar rápidamente con ese criterio de agrupación, está bien indicar la etimología de un término, pero cuando uno busca el significado de una palabra, no suele conocer su etimología, con lo que este sistema de agrupación le confunde más que ayudarle.

La RAE y el escai, escay, eskay, eskai, skay, skai o sky ¿En qué quedamos?

agosto 1, 2011 § 4 comentarios

Un sofá de escay

Obtenido de somosochenteros.blogspot.com

La Real Academia (RAE) y su clásica lentitud en la incorporación de términos nuevos. Hoy le toca el turno al skai.

¿Quién no recuerda esos pegajosos sofás veraniegos en los que uno debía despegarse después de dormir la siesta?

La cuestión es que la RAE en su diccionario se ha decantado por la forma admitida escay y parece que va calando, digo parece porque estas cosas van tan despacio que dejan un pequeño rastro de incertidumbre.

Buscando un poco de luz en el asunto, hemos buscado en En el corpus de los molinolabs, encontramos la siguiente distribución de términos y frecuencias:

  • Escai, 1 resultado.
  • Escay [la buena], 8 resultados.
  • Eskay, 0 resultados.
  • Eskai, 2 resultados.
  • Skay, 2 resultados.
  • Skai [la forma original], curiosamente 0 resultados.
  • Sky, 1 resultado.
De aquí un par de reflexiones, la primera, que si tuviésemos claras las reglas de españolización nos evitaríamos los 5 casos de formas transicionales, skay, eskai o escai y hasta la estrambótica sky. La segunda, que la forma original ha desaparecido.
Curiosamente y en el articulo enmendado se ha corregido, la palabra no proviene del inglés (no la he encontrado en ningún diccionario inglés) sino de una marca alemana.
Enhorabuena por la corrección del entuerto etimológico, pero falta algo por corregir. En el corpus de los molinolabs descubrimos que todas las entradas se producen en periódicos españoles, no existiendo ninguna entrada en periódicos argentinos ni mexicanos. ¿No habría que señalarlo? ¿no habría que indicar que sólo se usa en España?
Ya lo único que nos queda por descubrir es como se llama tan noble material en las diferentes partes de América. ¿Quién se anima?

¿Dónde estoy?

Actualmente estás explorando las entradas etiquetadas con extranjerismos en Ideas Molineras a medio guisar.

A %d blogueros les gusta esto: